Aprendiendo astrología, decodificando El Sol y la Luna

Tal vez una buena técnica para aprender algo nuevo, es tener puntos de anclaje en lo que sabemos, para así movernos a lo que desconocemos. Si se ve la amplitud del tema astrológico, se puede sentir que es muy grande e inalcanzable, pero en realidad debería ser sencillo porque estamos rodeados del cielo.

Sugiero entrar al mundo de la astrología por los símbolos y los astros mas visibles, pues son muy evidentes: El Sol y la Luna

Desde muy pequeños sabemos de su existencia. En muchas mitologías ancestrales son dioses y siempre han acompañado a la humanidad.

Son fáciles de ver y de sentir en el mundo que nos rodea y también son distinguibles en el dibujo de la carta natal.

A primera vista, el símbolo del Sol, con su dibujo de un circulo, que representa el infinito (el circulo no tiene ni inicio ni fin), y un punto en su centro que representa cómo el individuo va a expresar de manera única ese infinito que lo rodea.

El dibujo de la Luna es muy intuitivo, es una Luna pintada en su forma de cuarto creciente o menguante, que puede representar también una cuna donde el bebé es cuidado y contenido.

Desde la astrología, ubicar a nuestra estrella y a nuestra Luna en la carta natal, se hace en relación con la división del cielo en doce sectores, son llamados Zodiacales. Cada sector tiene 30 grados exactos y según la fecha, el lugar geográfico y la hora de nacimiento van a estar en un sitio preciso para cada uno. En la parte final de este artículo, adjunto el vídeo de como hacer una carta natal por Internet de forma gratuita.

Lo primero que sugiero para aprender astrología es conocer los símbolos que distinguen cada uno de los zodiacales, para de esta forma saber en que zodiacal está ubicado el Sol y la Luna.


Interpretar o decodificar estos símbolos para llegar a conclusiones podría ser catalogado como un juego de palabras, poesía o conciliación de definiciones. Me gusta pensar que es poesía porque se trata de combinar energías vivas que se sienten  y que a veces son antagónicas generando creatividad.

No es necesario aprender mucho de memoria con el Sol y con la Luna, ya que desde siempre los vemos, los sentimos y tenemos su influencia, basta con tratar de hacer palabras lo que sentimos de ellos.

O imaginarnos al revés, que sería de la vida sin Sol o sin Luna para así sentir su ausencia y de esta forma llegar a unas definiciones

Voy a hacer unas definiciones del Sol, a manera de ejemplo y te invito a hacer las tuyas:

El Sol: Estrella que da centro y orbita a todo el sistema solar, visto desde la tierra, nos da luz, energía, vida. Con su luz conocemos lo que nos rodea, nos da vitalidad y energía, nos permite distinguir las cosas, las personas. Los días soleados son días de actividad, dinamismo, el Sol nos da la pauta para iniciar el día, el Sol marca los días, los meses y las estaciones, y también el tiempo y junto con el tiempo las cosas se definen, maduran, crecen, salen a la luz.

La Luna: Es nuestro satélite, y es muy variable, algunas noches no está, otras aparece sonriente, luego ilumina con otro tono de luz cuando está llena, es mágica porque le da un carisma especial a la noche, se tejen historias en su luz, como de hombres lobo, pero si se está enamorado y la amante no está cerca, es una compañía poética de largas noches. La Luna la mayoría del tiempo está en la noche y muestra su forma en la oscuridad principalmente, y la noche es símbolo de sueño, descanso, reposo, restaura, así como también puede ser eterna con insomnio, desesperante con la imaginación en lo que se puede hacer o lo que no se hizo. La vida tiene ritmos gracias a la Luna y a las mareas, los animales se aparean en Luna llena, las emociones se activan, la vida empuja a la construcción.

El análisis por lo tanto del Sol y la Luna en una carta natal, debería invocar lo que sentimos de cada uno, por ejemplo:  si sé que el Sol es el que arranca el día, el valiente que aprende a distinguir las cosas y el que hace madurar las frutas, pues en la carta natal personal, es el punto de la vida donde debemos amanecer, motivar esa zona del horóscopo para ser estrellas que se explotan así mismas en sus talentos y posibilidades, con valentía cultivar las virtudes que nos harán brillar y darle centro al resto de la carta. La posición del Sol en la carta natal no debería ser tomada como una lista de adjetivos o cualidades, debería mejor ser vista como lo que hay que cultivar, generar, con voluntad, como cuando el Sol nos hace levantar de la cama para iniciar el día.

Así si pues,  si el Sol está en fuego (Aries, Leo, Sagitario), deberíamos cultivar las virtudes de ser líderes y una autoridad , si está en tierra (Tauro, Virgo, Capricornio) ser brillantes en nuestras construcciones, en aire (Geminis, Libra, Acuario) aprender lenguajes y formas de expresión para ser unos maestros de interacción social y racional y en agua (Cancer, Escorpio, Piscis) pues levantarnos como seres amorosos empáticos que comprenden y hacen encontrar el gusto en la vida. Esto es un ejemplo y una síntesis, porque se podría hablar mucho de cada posición del Sol.

Te invito a que cuando leas acerca de tu signo solar, que es donde está el Sol, lo veas como aquellas virtudes a desarrollar para ser un líder en esa materia, ser tu propia estrella.

Este mismo ejercicio lo podemos hacer con la Luna, pero para saber la posición de la Luna, sí se necesita levantar una carta natal, lo cual no es difícil y en el vídeo te muestro como hacerlo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Astronomy Picture of the Day